miércoles, 8 de enero de 2014

HOY TOCA MORRIÑA

Acabaron las vacaciones y cada cual volvió a su nido.
 Me quedo aquí pensando que...
porque no vemos su ausencia, aunque la sentimos en este absoluto silencio que todo lo invade.

53 comentarios:

  1. Cierro los ojos y te doy la razón. Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. y a veces esta bien escuchar ese silencio...
    Un abrazo. Besos.

    ResponderEliminar
  3. Si cierras los ojos te puedes tropezar con una farola y que te roben la cartera... asi que ... ¡¡¡mucho ojo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dentro de casa no hay farolas ni ladrones, afortunadamente.

      Eliminar
  4. Llevas razón es necesario cerrar los ojos de vez en cuando, mirar hacia adentro y escuchar que la vida también se cuece dentro de nuestro pecho.
    Entre tanta vorágine, es bueno pensar en silencio.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Tienes toda la razón, Tracy. Nos cuesta, pero hay que ir poco a poco, y cada uno lo llevamos como mejor sabemos.
    Un abrazo. Feliz año :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como decía El Guerra "Ca uno es ca uno"...

      Eliminar
  6. La preparación de mi última entrada en el blog, ha hecho que no pueda estar al corriente de todo lo que has publicado pero ahora aprovecho para darle un vistazo.

    Hoy estás de morriña y yo ando hoy un poco apagada pero esto desaparecerá rápidamente cuando se vaya el catarro.

    Besos

    http://ventanadefoto.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  7. La morriña de las ausencias...que bueno es cerrar los ojos y volver a recordar.
    Buen miércoloes.
    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Un sentimiento lógico y afortunadamente pasajero, hay ausencias que vuelven a llenarse.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Con los ojos cerrados, todo se ve más claro.
    Creo que algo así lo cantaban Fito y los Fitipaldis. :)

    ResponderEliminar
  10. Me gusta el silencio Tracy..... es para disfrutarlo y meterse un poco adentro de uno y también escuchar los pequeños ruiditos que a veces no le prestamos atención....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que es bueno, pero no tan de repente.

      Eliminar
  11. QUE IMPORTANTE ES EL SILENCIO...
    ...ENCONTRAR NUESTRO ESPACIO!
    BESAZOS!

    ResponderEliminar
  12. El silencio permite "ver" más que los ojos.

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  13. Te comprendo, pero muy pronto los vuelves a ver, están a tu lado, cierra los ojos, están, pero no estés mucho tiempo con los ojos cerrados ¿eh?, que nos quedan muchas cosas por ver. Piensa en la felicidad que es tenerlos, y muy pronto, de nuevo contigo. Dice el Eclesiastés: "Todo tiene su tiempo, y todo lo que se quiere debajo del cielo tiene su hora". No se te ocurra dejarnos sin té...

    Un beso, querida Tracy.
    Ayer estuve subiendo algunas fotos de las desaparecidas al blog, y me encontré con tu primer comentario en la Montaña Mágica. No te contesté, solo iba al blog para poner recetas y cosas relacionadas con la cocina. Era en el 2011, y mira, estamos en el 2014 (cómo pasa el tiempo ¡madre santa!), y encontré a una amiga, a la que quiero y estimo. Así que, no cierres mucho los ojos, que nos dejas sin té....ya sé que no....
    Todavía no he recibido el libro de la Biografía del silencio, son unos pesados, tengo unas ganas de leerlo...cuando lo lea, te recordaré todo el tiempo, sé que me va a encantar...

    Otro beso ¡fuerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué libro el de"La montaña mágica" y qué entradas las tuyas!, las recuerdo como si fueran de hoy.
      Un abrazo.

      Eliminar
  14. A veces las ausencias no se ven, pero no veas lo que se sienten... :))
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  15. Pasé a saludar!
    Un placer disfrutar tu espacio.
    Un abrazo,
    Yeli

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantada de que hayas venido a verme, lo que siento es que sea en un día como este, pero pásate otro día que ya estaré con el ánimo arriba.

      Eliminar
  16. Respuestas
    1. Sí tras la tempestad, viene la calma.

      Eliminar
  17. Es cierto, Tracy, las ausencias pesan tanto, que vale la pena cerrar los ojos y recordar...
    Pero esa sensación pasa, ya verás y zas!
    Como si la Navidad y demás se volatilizase entre la rutina.
    O eso espero, rapidito.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Claro que sí!, seguro que la cuesta de enerome vuelve a poner las pilas.

      Eliminar
  18. Hay que aceptar que todo tiene un tiempo y esos momentos y compañías debemos disfrutarlos a pleno, en ese tiempo.
    Besos, Tracy.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y las he disfrutado a tope, quizás por eso estoy más bajilla, pero pasará.

      Eliminar
  19. Las ausencias se hacen más patentes sin contaminación acústica ni visual.
    Besos de noche al calor eléctrico.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus besos al calor eléctrico.

      Eliminar
  20. Hay momentos de huida disfrazados de nostalgia, que acaban endureciéndonos...
    Menudo mensaje, tus palabras sensatas.

    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí Esilleviana, como decimos por aquí "todo lo que no mata engorda"

      Eliminar
  21. Cerrar los ojos para revivir, recordar, ordenar las ideas, imaginar proyectos. Totalmente necesario y revitalizador.

    Besos y besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Revitalicémonos en este comienzo de año.

      Eliminar
  22. también es bueno...situarse cada uno en su sitio

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sobre todo para que las cosas vuelvan a estar en su sitio y no donde menos te las esperes.

      Eliminar
  23. Se puede vivir la ausencia si su aroma aun está grabado en tu mente.

    ResponderEliminar
  24. ...los oídos y muchas veces, la boca.


    Buen año Tracy!

    ResponderEliminar
  25. También te deseo un buen día a ti. Besos.

    ResponderEliminar
  26. Te entiendo, pero al menos para mí, la tranquilidad es necesaria. Yo estaba deseando que llegara. Besos

    ResponderEliminar
  27. Te comprendo perfectamente. Sabes que si...

    Besos

    ResponderEliminar
  28. Personalmente no me dieron tiempo ni para respirar a la vuelta...
    Pena!!
    Ya me hubiera gustado a mí "enmorriñarme".
    Bss.

    ResponderEliminar