sábado, 23 de noviembre de 2013

ES INCREÍBLE

que haya mujeres tan bellas y tan sexys aún teniendo un ojo tapado.
La Princesa de Éboli se tapó un ojo por presunción, más que por necesidad.
Y la tristemente fallecida María de Villota por necesidad, haciendo  del parche en el ojo un icono de la moda en pleno siglo XXI 












¡¡¡Chapeau por ellas!!!

39 comentarios:

  1. Tuve puesta su estrella en el blog durante una semana, no se si fue su parche o llevarlo con una sonrisa lo que hizo que todos la admiráramos, La leyenda habla de un florete, pero no hay constancia real de ello, pero si se sabe que el tamaño de sus letras era mas grande lo usual. Y por último la primera, es guapa se ponga lo que se ponga. Y yo no, pero tengo amigas como tu.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Con lo del florete te refieres a la Princesa de Éboli?, he leído que no le faltaba el ojo, sólo que perdía vista progresivamente y a consecuencia de ello, el ojo se le fue quedando más bajo. En realidad sea por una cosa u otra ¡Chapeau!

      Eliminar
  2. pues si hay que tener coraje y determinacion, chapeau!

    ResponderEliminar
  3. Respuestas
    1. ¿Para qué se quieren?, ¿para qué sirven?

      Eliminar
  4. Bienvenida sea la moda, siempre que no sea por desgraciada necesidad.
    Feliz fin de semana, amiga.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero aún siendo por desgraciada necesidad, hayque tener gracia y algo más para arrostrarla.
      Un beso

      Eliminar
  5. Ojalá que nunca lo tengamos que usar por necesidad :)
    Besos y salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ojalá!, pero si llega el momento: el parche y a comerse el mundo, compañero.
      Un beso.

      Eliminar
  6. Respuestas
    1. Y por todas la que lo lleven tan dignamente.

      Eliminar
  7. Yo no creo que lo hiciese por presución.
    Me gusta andar siempre ojo avizor... será por mi miopía ancestral y hereditaria.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al decir por presunción quería decir que no le faltaba el ojo, al menos eso tengo entendido por lo que ha escrito un cirujanoftalmólogo que ha estudiado el caso, pero en fin... vete tú a saber.

      Eliminar
  8. Lo de María de Villota es un ejemplo a seguir ante la peor de las adversidades. Estaba guapa con parche o sin él.
    Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenido Mos, me alegro de verte por aquí y comparto tu opinión sobre María de Villota.

      Eliminar
  9. Chapeau!!! Guapisimaaasss... Me llama la atención que tienen el mismo ojo tapado:))
    Buen finde.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creo que se hayan puesto de acuerdo, jejejeje.

      Eliminar
  10. Qué ejemplo es llevar la adversidad de ese modo.
    Besoss

    ResponderEliminar
  11. Y un abrazo para ti, Tracy.
    feliz semana y disfruta del finde.¡

    ResponderEliminar
  12. Puedes extasiarte con la belleza de un ojo, y luego sorprenderte con la duplicidad. Bss

    ResponderEliminar
  13. Han sabido superar la adversidad . Bien, por ellas.

    ResponderEliminar
  14. Lo del a princesa de Eboli sí que era por que tenía un ojo a la birigüé, como decimos por aquí, no??? Eso creo, porque no creo que el parche sea algo de ponerse por capricho con lo incómodo que debe de ser!!
    Pobre María, me dio mucha pena!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Digo por presunción, porque parece ser que sí veía, pero no lo tenía como el otro.

      Eliminar
  15. Que sobreviviese María de Villota con plenas facultades cerebrales (tan sólo perdiendo el olfato), fue un milagro. Los doctores que la atendieron (y casi todo el gremio mundial) no daba crédito a su increíble recuperación.
    Consiguió que no nos causase lástima el hecho de verle tuerta, con el plus de ser una joven mujer. Es más, nos demostró que se puede irradiar vida ante cualquier adversidad; luchando sin quejarnos, pues estamos aquí cuatro días.

    ResponderEliminar
  16. El parche, en el caso de necesidad, es una forma de afrontar las adversidades de la vida, esas mujeres son dignas de respeto y admiración.
    No entiendo por qué alguien se puede poner un parche en un ojo sin necesitarlo, se tiene que ver fatal.
    Cariños y felliz semana.
    Kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Hay gente pá tó" como dice mi amiga Isa.

      Eliminar
  17. La hermosura que se acompaña con la honestidad es hermosura, y la que no, no es más que un buen parecer.(Miguel de Cervantes)
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una frase muy interesante de Cervantes, no la conocía.

      Eliminar
  18. Felicidades, te he conocido hace manos tiempo `pero me alegro de haberlo hecho
    .
    Besos

    Raquel
    .
    .

    ResponderEliminar
  19. Muy interesante tu entrada, Tracy. Feliz semana y un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Hay otras que mejor sería taparles la cara.

    ResponderEliminar