jueves, 26 de enero de 2017

JUEVEANDO CON LAS SOLEDADES

Pepe ha tomado las riendas de este jueves en sustitución de Leonor a quien se le ha presentado un imprevisto y no puede hacerlo: Leonor desde aquí un fuerte abrazo y que todo se solucione bien.
El tema es: " Soledades" si nos queréis acompañar para mitigar las  nuestras, pasaros por el blog de Pepe



SOLEDADES



Soledad de soledades y todo soledad.

Así es la vida del hombre: Nace y muere en soledad. 
Nacemos truncando la compañía maternal, 
 la única que nos guió a esta vida terrenal.
Perdimos el paraíso y nos vimos abocados al destierro desde el mismo umbral de la existencia...
Empezamos a estar solos y permanecemos solos; a veces somos conscientes de ello, otras nos evadimos de esta dura realidad, pero lo verdaderamente cierto es que en esta vida estamos solos desde el principio al final.
La vida, que es el camino que existe entre inspirar y expirar, te va rodeando de personas que coinciden en tu corto o en tu  largo caminar, en unos tramos te  alegran, en otros aumentan tu pesar y con lúcida certeza, comprendes la tremenda realidad:
Más tarde o más temprano nos tendremos que encontrar cada cual con nuestra propia  mismidad  y no existe nadie en el mundo que nos pueda acompañar.

Mientras llega ese momento, ruego a los que me leáis...
 ¡No me vayáis a dejar!
 ¡Vamos a alegrarnos la vida! 
Los pesares, sin buscarlos, ya vendrán.

61 comentarios:

  1. Sí, más vale que alegremos el mientras tanto...

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues aplícate el cuento, que vaya entrada triste que has hecho hoy.
      Un beso.

      Eliminar
  2. Una cosa es estar solo y otra sentirse solo, creo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bien distinto, pero yo me refiero a una soledad más intrínseca.

      Eliminar
  3. No te vamos a dejar, contigo estamos muy bien, siempre encontramos algo bueno o simpático o divertido o un té siempre encontramos cariño, siempre en tu casa. Abrazucos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ester, no esperaba menos de ti.
      Saltibrincos.

      Eliminar
  4. ¡Vaya!
    Me has recordado al poema Soledades de Antonio Machado:

    "Yo iba haciendo mi camino
    absorto en el solitario crepúsculo campesino.

    Y pensaba: «¡Hermosa tarde, nota de la lira inmensa,
    toda desdén y armonía;
    hermosa tarde, tú curas la pobre melancolía
    de este rincón vanidoso, obscuro rincón que piensa!» "

    La naturaleza también nos acompaña.
    Y no te preocupes, mientras pueda, te leeré.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te agradezco que me traigas a Machado para que engrandezca mi blog y mi entrada.

      Eliminar
  5. Me he entristecido una barbaridad con esta dosis de realismo poético...
    Menos mal que al final me has levantado el ánimo!!!
    :)
    No te dejo, tranquila. Soy de un plasta que para qué, jajaja
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De plasta, nada.
      Siento haberte entristecido, es lo último que pretendía

      Eliminar
  6. Que tarde en llegar el momento...y mientras disfrutemos lo que podamos!

    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Precioso el alegato que has hecho de la soledad, y que además es tremendamente cierto. porque las personas que nos van acompañando es el camino de la viva,por mucho que quieran no pueden cambiar el hecho de que nacemos y morimos ¡¡¡SOLOS!!!

    ResponderEliminar
  8. Y además de solos, es muy corta la vida, así que no hay que desperdiciar ni tiempo, ni buena intención.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  9. La soledad de la muerte a veces es cruel.
    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Bueno, todo depende del colordel cristal con que se mire la vida... :)
    Besos y salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, pero en realidad , en su esencia la soledad es tremendamente triste.

      Eliminar
  11. Por mi parte ya puedes sentir calma... <3 No dejaré que estés en soledad.

    Un beso,

    Noa

    ResponderEliminar
  12. Yo no sabría que hacer si me sintiese sola. Aunque hay momentos en que es inevitable sentir esa sensación.
    Cierto que el viaje final hay que hacerlo en solitario, pero en este tiempo que disfrutamos de la vida, tenemos gente a nuestro alrededor que nos arropa y nos mima.
    Una prueba de ello es que Kasioles, desde la lejanía, se acuerda de ti y te manda un fuerte abrazo.
    Cariños.
    kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Kasioles, personas como tú, hacen más fácil el camino.
      Un abrazo

      Eliminar
  13. Muy bueno! No hay nada como la soledad de uno mismo en buena compañía!

    Besos!

    ResponderEliminar
  14. Pues Tracy, la vida misma, la realidad... pero como dices, mientras estemos por aquí, vamos a alegrarnos la vida.
    Un beso y a disfrutar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso intento cada día que amanece.
      Besos

      Eliminar
  15. Solo naci´
    solo moriré
    mientras tanto
    solo te leere

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, muy bueno.
      Gracias Chaly
      Un abrazo

      Eliminar
  16. La vida es aprendizaje y eso hay que afrontarlo desde dentro hacia afuera. y que dura es a veces!!.
    Seguiré volviendo por tu casa...
    Un beso, que alegría me ha dado leerte!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me ha dado mucha alegría verte por aquí.
      Echo de menos tus entradas.
      Mi casa está siempre abierta para ti.
      Un beso gordo.

      Eliminar
  17. Bonita poesia sobre la soledad.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  18. Para la soledad y los malos ratos, siempre estamos a tiempo, así que disfrutemos y a partirse el culo de la risa.

    Besos

    ResponderEliminar
  19. Totalmente de acuerdo con vos, Tracy. Al fin y al cabo lo único cierto que tenemos es a nosotros mismos. Un gusto volver a leerte.
    Beso enorme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué alegría verte por aquí!
      ¿Para cuando tu vuelta? Te extraño.
      Un enorme beso.

      Eliminar
  20. Sí, llegará ...
    En la soledad no se encuentra más que lo que a la soledad se lleva, decía Juan Ramón Jiménez.

    Un beso muy fuerte.
    Y no ¿cómo dejarte?
    :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por traerme a Juan Ramón, antes me han traído a Machado. Con estos fenómenos habéis dado una categoría al blog que no sé cómo agradeceros.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  21. Siempre hay tiempo para la tristeza, hoy te invito un café mientras acompaño tu relato y a ti, por supuesto
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias me lo tomo con gusto, aunque soy más de té, mientras me voy a leer el tuyo.
      Besos

      Eliminar
  22. ¡Hola! Preciosa manera de encarar la soledad, cierto es qu hay que saber disfrutar los buenos momentos y reirse, pero creo que los momentos de soledad en la situación correctaa, hacen bien, que desconectarnos y estar con nosotros mismos es bueno también.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre que la soledad no sea por obligación, es necesaria, de la otra manera se convierte en n martirio.

      Eliminar
  23. Cierto, la vida es es camino que existe entre inspirar y expirar...
    Precioso.
    Un beso, Tracy

    ResponderEliminar
  24. Enjoy the present. Un abrazo. Maribel

    ResponderEliminar
  25. No creo que estemos solos Tracy. Los seres humanos somos animales sociales. Tenemos espíritu gregario. Precisamente sentimos la soledad no deseada cuando tenemos la sensación de no ser nada para nadie y esa soledad nos hunde en la misma medida que, cuando es deseada y buscada, hace que nos sintamos bien. Así que, entre inspirar y expirar, usemos o evitemos esa soledad mientras ejercemos el oficio de vivir.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Qué te puedo decir? sólo darte las gracias por tu comentario.

      Eliminar
  26. Por supuesto qué estoy aquí acompañadote.

    De soledad a soledad, juntas caminamos.

    Besos

    ResponderEliminar
  27. Es la pura verdad, nacemos y morimos en la más absoluta.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  28. Solos,solos todo el tiempo no creo....tampoco tengo muy claro que nazcamos solos, cuando nada más nacer tenemos la calidez de una madre que nos recibe, en cuanto a morir yo he visto de todo, dementes que en el ultimo instante recobran la lucidez y son capaces de despedirse de sus seres queridos. Cuando estaban perdidos en su demencia si que estaban solos pero en el ultimo instante no creo.Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pensar así debe dar tranquilidad para encarar el último instante, pienso que por muy acompañado que se esté, el salto al vacío lo das más solo que la una.

      Eliminar
  29. Qué bonito y qué certero te ha quedado.
    Un beso

    ResponderEliminar
  30. Pues nada, vamos a sacudirnos la soledad caminando juntas!!
    Besossss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso, eso, vamos a sacudirla rápido o por lo mens que no la c`veamos cerca.

      Eliminar
    2. ahora que he venido, ni sueñes que me voy a ir!
      voy a volver y volver!!!

      Eliminar