lunes, 21 de diciembre de 2009

ÉRASE UNA VEZ....

La Pata Paquinha, cantante de Cabo Verde, y La Medusa Victoria sex symbol de las playas malagueñas.



Se conocieron en el Nómada Supermarket:
Paquihna fue a desfilar con sus preciosos flecos rosas, su elegante tocado de tul verde y unos aros enormes que  enmarcaban su maquillada cara.
Aquí la vemos en el camerino, momentos antes de comenzar su actuación, concediendo una entrevista.

 La Medusa Victoria fue al Taller de Julieta Aytas, para enseñar como customizarse, en eso ella tiene gran experiencia porque a lo largo de los veranos ella tiene que camuflarse si quiere relacionarse con los bañistas que entran en su mar.
 Aquí la vemos posando para la prensa.

Se conocieron  y desde el primer momento se hicieron buenas amigas.
Paseaban entre los diferentes stands y conquistaban a todos los que encontraban en su camino. 
Victoria con su mirada pícara y verde. su cuerpo tierno y suave y el movimiento de sus tentáculos adornados con lazos de colores.
Paquinha con su maravillosa voz y el movimiento pendular de  sus caderas.
¡Eran un torbellino!
En sus redes cayeron un periodista televisivo, una inglesa creativa, un estudiante de empresariales, un alto ejecutivo de una empresa de telecomunicación, la lista sería interminable...
Pero como todo lo bueno dura poco... la Medusa Victoria cuando todo terminó, tuvo que bajar hacia el Sur, a su mar.
La Pata Paquinha firmó varios contratos para seguir cantando por esos mundos de Dios, con su voz bronca y quebrada.
Y...colorín, colorado este cuento no se ha terminado, porque tanto a una como a otra les queda mucha vida por vivir que seguro estará salpicada de encuentros que les servirán para romper sus rutinas.

2 comentarios:

  1. Paquinha es la caña y Victoria seductora! Seguro que se parecen a sus creadoras. Unicas.

    ResponderEliminar